Hablemos de Byrne

¿Hacía falta el reboot de la Doom Patrol? La verdad es que leyendo la serie da la sensación de que no, de que no era necesario semejante manoseo.

Doom Patrol

13/11/2018

| Por Fede Velasco

2 comentarios

Doom_Patrol_Vol_4_1Y llegamos al que quizás sea uno de los puntos mas polémicos de la carrera de John Byrne, por no decir directamente de los más desastrosos. Su tan mentado reboot de la Doom Patrol, iniciado en 2004.

La cosa arranca más o menos así: en los números 94 al 99 de JLA se vuelven a juntar después de años la dupla de Chris Claremont y John Byrne (que encima estaba entintado del carajo por Jerry Ordway) para hacer una saguita medio pelo contra unos vampiros de otra dimensión, en la que aprovecharon para presentar unos nuevos personajes que en realidad no lo eran tanto.

La idea en estos números es que presentan a los nuevos personajes que se sumarán al grupo: Grunt (un gorila de cuatro brazos), Nudge (una chica coreana con poderes telepáticos) y Vortex (un pibe de energía). El problema es que la cosa no queda acá y estos personajes se integran al equipo orginal de Niles Caulder, Robotman,Eelastigirl y Negative Man, que según parece, hacen su debut en esta saga ¡¿Cómo?! Sí, así como lo escuchan: De un plumazo nos olvidamos de que alguna vez existió una Doom Patrol antes del 2004 y esta es su nueva primera aparición. Ya arrancamos mal.

Doom_Patrol_Vol_4_16_TextlessA la saga en la JLA le siguió una serie regular de la Doom Patrol que duró tan sólo 18 números. Acá Byrne juega una vez más de autor integral y arranca donde dejó el arco de Claremont con la Liga, o sea, con el grupo aceptando a sus nuevos integrantes y terminando de solucionar algunos cabos sueltos que quedaban del asunto con los vampiros. Y ya que estamos, también aprovechamos algunos de estos primeros números para traer versiones levemente modificadas de los orígenes de los personajes por todos conocidos, pero con un Jefe que -si bien tiene su propia agenda- es a las claras más buena onda y menos oscuro que en otras versiones.

La serie utiliza el concepto mas básico de la Doom Patrol y los enfrenta con vampiros, humanos involucionados en simios y todo tipo de amenazas bizarras. Sin embargo, todo huele a naftalina, con unos choclos de texto infumables que todo el tiempo sobreexplican todo. O muchos números (por no decir todos) que arrancan en medio de la acción y en algún momento los personajes se ponen a contar cómo carajo llegaron a ese punto y otra vez los choclos de texto y las explicaciones al pedo y redundantes. La verdad que acá me encontré a un Byrne muy a media máquina, que no termina de dejar en claro qué es lo que quiere hacer. Aunque por cómo arranca, se desarrolla y termina la serie, uno supone que lo que tenía ganas de contar era la historia de los nuevos personajes. Pero entonces ¿por qué meterse con la Doom Patrol? Y peor todavía, ¿hacía falta el reboot? La verdad es que leyendo la serie da la sensación de que no, de que lo mismo se podría haber contado respetando un poco la cronologia, o directamente usando un grupo de personajes nuevos. Posta, no era necesario semejante manoseo.

tumblr_oyb5wrpgIR1s2u4wdo3_1280Pero, como digo siempre, Byrne tiene algo que lo hace único, y muchas veces aunque nos sumerja en una fosa séptica, por lo menos nos tira un salvavidas. En este caso, lo que lo redime son un par de numeritos que son una suerte de homenaje a la Doom Patrol orginal, a la serie Quantum Leap y a su propio Generations. En este arquito, al mejor estilo de la serie de Scott Bakula, el Jefe descubre cómo hacer que la memoria viaje en el tiempo y vuelva a poseer el cuerpo del viajero en el pasado, pero con sus recuerdos intactos. Y obviamente Cliff utiliza esta tecnología para tratar de evitar el accidente que lo transformó en Robtoman. Obviamente jugar con las corrientes temporales no sale nada bien y empieza a saltar entre realidades, lo que nos permite ver varias versiones diferentes de Robotman, hasta que puede volver a ser el mismo, deja que el accidente ocurra y restaura la línea temporal original.

Tengo que decir que en un primer momento, cuando el auto explota en la carrera pero Cliff no es el piloto y entonces aparece en la isla donde están a punto de ejecutar a toda la Doom Patrol original, pensé que el maestro se tenia un as bajo la manga y se las iba a ingeniar para explicar por qué todo eso ya no formaba parte de la continuidad. Por desgracia, mis ganas pueden más que el talento del autor y al final no es más que un guiño y todo sigue su curso, sin que tengamos ninguna explicación de por qué se tiraron a la basura tantos años de historia de la Doom Patrol.

272d14d200edb77891ebeabcdb77dd6e--doom-patrol-john-byrneYa para cerrar, debo decir que sin dudas estos años de principios del 2000 son la “Dark Age” de Byrne, donde hizo muchos de sus peores laburos tanto a nivel guiones como a nivel dibujos, pero que también -por suerte- en algún punto recuperó la buena senda y sin alcanzar las glorias del pasado, pudo darnos alguna buena cantidad de nuevos comics dignos (de los cuales ya hable en entregas anteriores). Pero está claro que esta etapa merece ser olvidada, sepultada y que nadie se le acerque, para no perderle el respeto a un autor que nos dio muchísimas alegrías.

Compartir:

Etiquetas: ,

Dejanos tus comentarios:

2 comentarios

  • Al final, leíste esta serie, tanto que te resistías… yo leí la saga de la JLA y el primer par de números de esta serie y, reboot polémico aparte (algo común con Byrne en varios de sus trabajos por lo que vengo leyendo en esta sección) los disfruté (no me voló la cabeza pero servían para pasar el rato)… tengo el resto de la serie, comprados muuuuuuy baratos (menos un par de números, que todavía no conseguí) esperando que junte valor para leerlos.

    Comentarios

    Knightwing

    14/11/2018 - 02:53

    • Como dije. en lo personal salvo el arquito del viaje en el tiempo de cliff todo lo demas me dejo con gusto a poco.

      Comentarios

      Fede_Velasco

      21/11/2018 - 14:23