Intertextos

Peter David firma un libro sincero donde critica con argumentos, tiene una sana dosis de mala leche y evidencia sus pasiones, escribiendo todo desde el corazón, con su verdad.

But I Digress

20/11/2013

| Por Leandro Paolini

0 comentarios

edicionL98G_1Primero me llamó la atención la tapa de este libro. Esa tapa roja de Gary Frank editada por Pretextos Dolmen (que contrasta tanto con la blanco y negro, dibujada por Neil Gaiman, de la edición yanki). Después siguió mi interés por el autor analizado: Peter David, quizás el mejor escritor de series como Aquaman, Hulk, X-Factor, entre otras. Una vez que empecé a hojear el texto me di cuenta de que era una recopilación de columnas… y que David ventilaba todas las internas del mainstream estadounidense de los ´90. Compré automáticamente.

Mi edición es la de Dolmen de Mayo de 2002, que abarca columnas del 90 al 2001. Las 190 páginas que tradujeron Jaime Vázquez Mestre, Koldo Azpitarte y Lorenzo Félix Díaz Buendía, está disponible en varias comiquerías de Buenos Aires a un precio razonable. La versión en inglés también está disponible en Amazon.

Atención a la edición española, que no adapta exactamente la recopilación americana del mismo título, puesto que se trata de una selección de artículos que abarcan desde los cómics en general a Star Wars, pasando por viajes a convenciones (la crónica de Gijón es divertidísima) o los inevitables consejos a los que empiezan.

El Gordo David (con todo respeto) tenía una columna en el periódico semanal Comic Buyer’s Guide llamada “But I Digress” (Pero desvarío). El libro que reseño en esta oportunidad, es una recopilación de esas mismas columnas que se iniciaron en 1990. En esta antología son muy destacables sus referencias a la creación de Image Comics y su evidente enemistad con Todd McFarlane. Es divertidísimo leer cómo David se planta, educa y sopapea a las “estrellas” de Image en su momento más trascendente. También tira dardos contra John Byrne, y el libro –a veces- se convierte en una tormenta Luis Venturesca netamente comiquera y entretenida, para la gente del palo que lee comics Made in U.S.A.

0873412869.01.LZZZZZZZSi bien el texto no es homogéneo y puede parecer fuera de tiempo, si te interesa el detrás de la escena de la industria del comic yanki, en ese recorte temporal donde sonaba mucho el grunge, no dudes en comprarlo. Tiene columnas inolvidables (Muerto Otra Vez y A Mark Gruenwald), no parás de leerlo y hasta te lo imaginás ventilando “secretos”. A la larga o a la corta, el gordo David siempre garpa.

Un enorme punto a su favor (que el propio David ha alabado) es el trabajo de ilustración complementario a los artículos, que sirve para poner en su momento y sus personajes los diversos contenidos que David ha ido tratando. Suman muchísimo los bosquejos y fotos que han añadido a raíz de muchas de las polémicas. David no defrauda.

En un principio, David no se veía haciendo una columna semanal (y mucho menos un libro que las recopilase a futuro), pero quien entonces era su mujer (Myra) lo convenció para que haga sus columnas y done las ganancias al Comic Book Legal Defense Fund. De este modo, el 27 de Julio de 1990 Peter David comenzó a escribir las columnas donde no dejaría títere con cabeza. Desde sus películas favoritas, pasando por la Guerra del Golfo, hasta por qué tal o cual comic no funciona, David cumple.

digressReseñó películas como Darkman y Alien 3, habló de las mujeres en la historieta (“una verdad de los comics es que los personajes femeninos no venden bien”), filosofó acerca de los super-villanos, o mostró su amor por artistas como Julius Schwartz (y aunque la fecha de la columna diga: 1990, si David habla de Schwartz, uno se sienta y escucha), David dignifica.

En todas las notas vinculadas a la génesis de Image Comics (“vender a los distribuidores no equivale venderle al público, y además, dime Erik Larsen qué sería del comic hoy si Jack Kirby hubiese conservado sus creaciones”), David directamente cubre a todos los directores de Image en el fluido abyecto que mejor se les ocurra. David te baña.

230px-10.14.11PeterDavidByLuigiNoviMás allá de todos los comics, libros, programas de televisión y columnas que ha escrito, gracias a Peter David por este libro sincero donde critica con argumentos, nos transporta en el tiempo, se lo nota sufrido en su divorcio, tiene una sana dosis de mala leche, evidencia sus pasiones, hace futurología, y ayuda a luchar contra la censura de todo autor, escribiendo todo desde el corazón, con su verdad, refiriéndose principalmente a las historietas que tanto ama y que “cambian para que todo siga igual”.

Compartir:

Etiquetas:

Dejanos tus comentarios: