El grupo creado como guiño o parodia de la Justice League of America cobró identidad y peso propio en el Universo Marvel.

Squadron Supreme (parte 1)

17/06/2020

| Por Martín Fernández Cruz

2 comentarios

f5ab62128a7e54ff6c85b7522edeadc7A vuelo de pájaro, muchos aseguran que el Escuadrón Supremo es un chiste de Marvel basado en armar un grupo de superhéroes “a la DC”. Entre los integrantes del equipo, rápidamente se pueden encontrar equivalentes a Superman, Batman, Wonder Woman, Aquaman y Flash entre muchísimos otros. Pero lo que en un principio parecía apenas una gastada entre dos editoriales rivales, pronto cambió cuando Mark Gruendwald escribió una serie de doce números en la que no solo le dio a los personajes una identidad rica, sino que se acercó de manera muy original a muchos de los tópicos que años después serían clave en la relectura del género superheroico.

Años iniciales

El Squadron Supreme debuta bajo el nombre de Escuadrón Siniestro, en un arco de los Avengers publicado entre los números 69 al 71, escritos por Roy Thomas. Allí, una versión reducida del grupo, con Hyperion a la cabeza, se enfrentaba a los héroes más grandes de Marvel en una batalla que no se distinguía demasiado de las típicas aventuras del equipo. Si bien los personajes tenían un innegable encanto, no parecían tener el potencial para convertirse en íconos de la editorial. Con el paso del tiempo, otros guionistas tomaron a esos personajes para convertirlos en villanos invitados de otras colecciones. De esa manera, el mencionado Hyperion, junto a otros de sus compañeros, como Nighthawk o Doctor Spectrum, comenzaron a tener apariciones esporádicas en títulos como Daredevil, Iron Man o Defenders.

387297._SX360_QL80_TTD_Pero poco tiempo después, en las páginas de Avengers, tuvieron un momento de gran protagonismo. A finales de 1975 empezó en esa serie el arco conocido como el de la Corona Serpiente, que llevaba a los Avengers hacia una tierra alternativa en la cual volvían a encontrarse con, ahora sí, el Escuadrón Supremo. Escrita por Steve Englehart y con los dibujos de George Perez, esa saga enfrentaba a ambos equipos, mientras se intuía que -en buenas manos- esos héroes podían ser mucho más que un guiño a los íconos de DC. Por otra parte, esta saga marca un cambio de status para el Escuadrón, porque ya no son villanos, sino defensores de su propia tierra. Esa etapa primigenia del grupo culmina en los nºs 112 al 115 de The Defenders, publicados a finales de 1982. En esa aventura, J.M. DeMatteis llevaba a los protagonistas de la serie a cruzarse con los miembros del Escuadrón, quienes en su mayoría habían sufrido un lavado de cerebro por parte de los gobernantes de su mundo. Luego de liberarse de esa manipulación, los Defensores abandonan el lugar, mientras los miembros del Escuadrón se disponen a impulsar un cambio total. Y ese es el escenario en el que comienza la ambiciosa maxiserie de Gruenwald.

 

ec039ec4-5137-4254-ba34-41fef9a6130b-originalUn nuevo mundo

Publicados entre septiembre de 1985 y agosto de 1986, solamente doce números le bastaron a Mark Gruenwald para escribir una de las miniseries de superhéroes más complejas no solo del universo Marvel, sino de la historieta como medio narrativo. Gruenwald, que desde sus años iniciales demostró una gran solvencia en el medio, ensambló un grupo que hasta ese momento tenía un background lo suficientemente débil como para permitirle comenzar desde cero, y plantear los conflictos y personalidades según la dirección que quería darle al relato. El guionista tomó lo que necesitaba, y esto es los rasgos esenciales de cada personaje según el modelo que imitaban (Hyperion como Superman, Whizzer como Flash, Power Princess como Wonder Woman, etc.), y con ese conocimiento de base que tenían los lectores, llevó a todos sus héroes a transitar zonas muy oscuras, en las cuales el principal atractivo era el de las encrucijadas morales. Pero Gruenwald no supedita su relato a una bajada de línea, no antepone su discurso a la evolución y al drama de sus personajes, sino que su triunfo tiene que ver con justamente darle prioridad al grupo, y a partir de la dinámica entre ellos construir un discurso contundente. Gruenwald comprende que primero vienen los superhéroes, y después el discurso, y no al revés.

namedUna muerte que lo cambia todo

El primer número de Squadron Supreme encuentra a los héroes en un mundo sin orden social establecido, y por ese motivo ellos anuncian a los gobiernos de los muchos países que integran ese planeta, que piensan llevar adelante un plan integral de un año en el que erradicarán el hambre, la delincuencia, las enfermedades y la desigualdad social. O sea, concretarán la utopía definitiva, un mundo igualitario en el que la Humanidad podrá vivir plena sin padecer ningún tipo de sufrimiento. Sin ánimo de repasar a todos los integrantes del grupo, cabe destacar que en su rol de líder, Hyperion es quien más convencido está de esta misión. Desde su punto de vista, los superhéroes son necesarios para brindarle a la Humanidad un nivel de vida más reconfortante. Pero eso implica privar a las personas de sus derechos, quitarles autonomía y monitorear sus vidas y su toma de decisiones. Inicialmente el grupo está de acuerdo, pero solo uno de los miembros fundadores se muestra en contra de esta idea, y ese es Nighthawk. El Batman de este equipo no coincide en la necesidad de convertirse en amo y señor del planeta, y considera que el plan de Hyperion, a pesar de sus buenas intenciones, no deja de ser ligeramente fascista. Sin ánimo de luchar contra su equipo, pero decido a ser fiel a sus principios, el héroe da un paso al costado, aunque desde las sombras comenzará a tejer un complot que tendrá gravísimas consecuencias.

unnamedA lo largo de sus números iniciales, Gruenwald se dedica a desarrollar en profundidad a los protagonistas de la serie, pero no los traza a través de sus fortalezas, sino de sus debilidades. En mayor o menor medida, todos los integrantes del grupo cuentan con un talón de Aquiles, una duda interna que los hace tambalear y los convierte en héroes susceptibles de fallar. En este punto, antes de sumergirse en una bajada de línea política brutal (una etapa que llegará en episodios posteriores de la miniserie), el guionista establece desde el vamos los conflictos íntimos de sus héroes, inseguridades propias que se convierten en bombas de tiempo que, más temprano que tarde, explotarán y derrumbarán el status quo del grupo. Siguiendo esa lógica, se muestra cómo Nuke carga con la culpa que le supone haber enfermado de cáncer a sus padres, como consecuencia de sus propios poderes.

Finalmente, el tercer número llega a un punto de quiebre en la lectura, cuando uno de los héroes accidentalmente asesina a otro. Es una vuelta de tuerca terrible, que le permita a Gruenwald marcar la cancha, definir que este título no es uno más del género, sino que aquí él realmente busca tensar los límites. Esa muerte, que en manos de otro autor pudo ser una acción canchera o despreocupada, aquí se convierte en un acto atravesado por la angustia. Esa muerte absurda trasciende la viñeta, y establece un tono áspero que dominará el tono de la colección hasta el final de su ciclo. Desde ese momento, la serie gana en complejidad, y pronto Gruenwald demostrará lo mucho que logrará en un momento de la industria en el que la libertad creativa era lo que más garpaba.

(Muy pronto, la segunda parte)

Compartir:

Etiquetas: ,

Dejanos tus comentarios:

2 comentarios

  • un dia vi la publicación en Fb de un retapado del escuadrón de Fofum!
    mi tristeza no tenia fin al comunicarme el vendedor que era de… chile… y yo argentina…
    planeando alguuuna vez ir para allá el vendedor me promete guardarmelo… tardé un año en llegar y sorpresa… el vendedor me lo tenia separado… a un precio irrisorio… mi felicidad.. conocer la feria bio bio donde un coleccionista puede obtener literalmente TODO… y en las 5 horas de viaje desde santiago de chile hasta lomas de zamora me devoré la obra.. imposible comparar con algo de marvel del 85…. todavia estoy en busca del crossover con el capi en version Forum…. pero desde ahi todo los que diga escuadrón supremo es obligatorio…

    Comentarios

    Pablo almada

    18/06/2020 - 14:20

  • ya me cebaste para conseguirlo…

    Comentarios

    chuliverm

    17/06/2020 - 15:52