Maldito Mainstream

Tim Seeley juega a entrelazar las muchas versiones alternativas de los héroes de Eternia, en una epopeya con mundos paralelos puestos en peligro.

He-Man and the Masters of the Multiverse

20/03/2020

| Por Matías Depettris

1 comentarios

01Puedo adivinar lo que están pensando apenas comienzan a leer la entrada de este mes, sus cavilaciones son tan fuertes que las escucho desde acá. “¿De verdad tenés sólo 12 comics al año para elegir en esta sección y le dedicás un mes a una miniserie de 6 números que explota una franquicia chata basada en una línea de juguetes que ya no le importa a nadie?

Bueno, a mi favor tengo que decir que muchas de estas apreciaciones son incorrectas. Masters of the Universe, o como se la conoce popularmente, MOTU, es, en efecto, una franquicia que jamás ha perdido su vigencia, y las pruebas para sostener este punto se cuentan por docena. Desde sus comienzos en los ’80 la franquicia tuvo varias series animadas que sostuvieron el interés de la misma y potenciaron las ventas de los juguetes, decenas de comics regulares publicados por varias editoriales en distintos formatos, una película con actores y un nuevo cartoon próximo a estrenarse que funcionará como secuela del dibujo animado original de Filmation de 1983, producido por Netflix, con Kevin Smith al frente del proyecto como guionista principal y showrunner, y un casting de voces que incluye a luminarias como Mark Hamill, Sarah Michelle Gellar, Lena Headey, Alicia Silverstone y Kevin Conroy. Por otro lado, la franquicia tiene un fandom enorme y muy fuerte, una base sólida de coleccionistas que crece año a año y una presencia inusitada en convenciones, por no mencionar el hecho de que cuenta con un significativo número de convenciones propias en EEUU.

RCO006_w_1574264927Dicho esto, hace un par de días salió a la venta el quinto número de la miniserie que me toca reseñar el día de hoy, la cual hace apenas un mes llamó la atención de medios dedicados a la cobertura de noticias comiqueras por motivos que explicaré más abajo, y un poco por eso, antes de llegar al final de la misma quería darme el gusto de poder acercarles a ustedes todos los motivos por los cuales vale la pena que le den una oportunidad. Entiendo que la idea de la sección es ponderar series regulares en curso y no proyectos tan acotados como este, pero en este caso hago una excepción porque el material lo vale, sobre todo para el fan de la franquicia.

He-Man and The Masters of the Multiverse es un delirio precioso que sale de la cabeza de un Tim Seeley inspirado como pocas veces y le saca el jugo a un universo que siempre tuvo un montón de material para explotar. Quizás la memoria los traiciona y la nostalgia no les juega a favor en este caso, pero la realidad es que la línea MOTU tiene un potencial enorme para explorar, y aquellos autores que conocen el material original y se han permitido interiorizarse en los detalles de estas tierras épico-fantásticas (muchas veces revisitadas pero así y todo muy poco exploradas) terminan por encontrar una enorme fuente de la cual pueden tomar decenas de puntas para trabajar y seguir contribuyendo a una mitología a la que no le falta absolutamente nada.

019_fullTim Seeley se las arregla para construir una historia compleja en cuanto a la cantidad de personajes involucrados pero con un esqueleto sencillo que sostiene la muy excitante trama, y para llevar adelante tamaña misión se valió del conocimiento previo que el lector tiene de la franquicia. El guionista da por sentado que el lector ha consumido la gran mayoría de los productos audiovisuales relacionados con este universo. Y aún si ese no fuera el caso, de todos modos la aventura siempre va en aumento y las shockeantes revelaciones de las que somos testigos número a número son suficientes para mantener el interés en la historia, aún cuando a muchos se les puedan perder algunos interesantes easter-eggs, por no tener la cabeza quemada con las múltiples contribuciones que He-man y sus amigos hicieron previamente a la cultura pop.

Cabe aclarar que Seeley ya tiene experiencia con algunos de estos personajes, porque previamente se encargó de llevar adelante Injustice vs. Masters of the Universe, un crossover que acercó el concepto de multiversos a estas franquicias y permitió a los habitantes de Eternia medir sus fuerzas con las versiones grim-and-gritty de los personajes más icónicos de DC. Ahora volvió a incurrir en una épica aventura con mundos paralelos puestos en peligro por la sed de poder de un psicópata. Sin embargo, quiero dejarlos a todos tranquilos: no es un requisito sin equa non haber leído la miniserie recién citada para ponerse a tono con esta nueva aventura.

he-man-masters-of-the-multiverse-4-2Resulta que, como ya habrán adivinado, existen varios universos con versiones muy parecidas de He-Man y sus colegas de armas, y en una de ellas de hecho nuestro héroe es un villano. En ese universo, este anti-He-Man logró hacerse con el poder que radica en el interior del Hellskull (una versión radical y bizarra del clásico Castillo Grayskull), y gracias a un orbe mágico, consigue viajar a cada uno de los demás multiversos y visitar versiones alternativas de Eternia, donde desafía y mata a los protectores de turno del poder de Grayskull en dicha locación, para así obtener la espada y fusionarla con la que ya posee. Su objetivo: transformarse en un Dios Oscuro que domine los multiversos, para poder moldearlos y rehacerlos a gusto. Un chibi-He-Man y la versión filmica del He-Man que fue caracterizado por Dolph Lundgren viajan hacia la Eternia donde radica el “Skeletor bueno” y se ponen en contacto con él, que en su tierra es conocido como Prince Keldor y si bien tiene la piel y el pelo azul, su apariencia dista mucho de la del villano clásico. Lo que estos dos He-Mans le plantean a Keldor es muy sencillo: el único universo paralelo donde He-Man es una fuerza del mal es el suyo, y por lo tanto eso es una anatema del multiverso, algo que jamás debería haber existido y debe ser erradicado. Y en pos de buscar un balance y tener una oportunidad de derrotar a este villano antes de que sea demasiado poderoso, ambos héroes rubios están convencidos de que la llave para lograr este triunfo radica en que Keldor forme parte de la jugada. Lástima que este tipo es un completo inútil, un bufón muy parecido al Príncipe Adam que todos conocemos, pero sin ninguna capacidad de combate y con un pésimo adiestramiento en las artes mágicas.

he-man-masters-of-the-multiverse-4-5A medida que la historia avanza nos pone en contacto con otras versiones alternativas de Eternia, y por ejemplo en el cuarto número podemos ver en acción a la clásica versión animada de Filmation, mientras que en el número previo nos encontraremos con lo que en su momento fue una secuela canónica del cartoon original, The New Adventures of He-Man (1990-1991), donde un He-man en un futuro Sci-Fi (con un tono muy parecido a las aventuras de Buck Rogers) combatía el mal liderando a sus Galactic Guardians.

Hay dos dibujantes que se han encargado del arte hasta el momento: Dan Fraga y Tom Derenick. El primero se encargó de los tres primeros números, con una narrativa clara y fluía que sostiene un diseño de personajes simpático pero que no siempre convence. Fraga tampoco es una luz jugando con luces y sombras, su dibujo es bastante limpio y expresivo, aunque se nota que le cuestan mucho algunos gestos y no siempre sale airoso del desafío que él mismo se plantea. No les recomiendo indagar demasiado en el pasado de este dibujante porque se van a encontrar con porquerías en las que laburó suplantando a unos muertos de hambre mancos en la peor época de Image Comics, a mediados de los ’90. Teniendo en cuenta eso, lo que presenta en esta miniserie es bastante digno. En cambio Derenick es un artista mucho más completo, que supo reproducir de forma exacta los diseños del cartoon original, para hacerlos convivir con las versiones mucho más realistas de los personajes principales, y a su favor debo agregar que tiene una puesta en página mucho más interesante y un diseño de personajes más sólido, lo cual me deja bastante entusiasmado con el remate de la serie el mes que viene.

He-Man and The Masters of The Multiverse es probablemente un placer culposo, y no me perturba en absoluto admitirlo. Pero entiendo que son un montón los lectores que van a disfrutar de este comic igual o más que yo por las exactas mismas razones, y no podía perderme la oportunidad de animarlos a que se acerquen al mismo sin miedo.

Compartir:

Etiquetas: , ,

Dejanos tus comentarios:

Un comentario

  • Mas alla de la serie de la tele, nunca toque mas nada. Ni siquiera me atreví a volver a verla para no romper vuejos recuerdos (estoy viendo mazinger y me duele un poco los recuerdos). Vamos a ver si veo algo. Por lo menos, le diste algo de esperanza

    Comentarios

    chuliverm

    26/03/2020 - 21:12