Segunda y última parte de este repaso por la ilustre trayectoria de un autor icónico y vanguardista.

Buichi Terasawa (parte 2)

25/10/2021

| Por Martín Fernández Cruz

1 comentarios

503048994PROFETA (DIGITAL) EN SU TIERRA

Luego de haber consolidado un estilo y tras dos éxitazos como fueron Goku y Kabuto, en los´90 Buichi Terasawa decidió hacer eje en la forma y no tanto en el contenido. Entusiasmado por sus avances en distintas técnicas de dibujo por computadora, y tras el satisfactorio experimento que había resultado BAT, Terasawa dividió buena parte de la década en dos trabajos que resultaron un verdadero impacto a nivel técnico. En 1992, lanza Takeru, el primer manga en ser realizado íntegramente por computadora. Fueron muchos años de estudio, de prueba y error, pero finalmente Terasawa había dado un paso enorme en términos de computación aplicada a la historieta. El manga trata sobre un hábil ninja que siente cómo su costado animal comienza a ganar terreno con el correr de las misiones. En la historia, el protagonista conocerá a Hie-en, una bella mujer de pasado misterioso, con la que el héroe tendrá una estrecha relación. Todo esto ambientado en un mundo alternativo que mezcla elementos de cyber-punk. Pero hay que destacar que Takeru impacta principalmente por sus dibujos, en los que a pesar de haber tanta computadora, no dejan de tener la impronta de Terasawa. A tal punto llegó la obsesión de Buichi por dicha técnica, que en 1994 editó un libro en el que explicaba qué programas eran los idóneos y cómo podía utilizarse una Mac a la hora de dibujar y colorear un manga. Con este trabajo, Buichi se convirtió en una verdadera eminencia dentro de ese campo, y su libro facilitó enormemente la tarea de cientos de dibujantes de generaciones posteriores.

41m7uu-e9hL._SX350_BO1,204,203,200_Terasawa cierra la década con Gundragon, un manga en el que aumenta considerablemente su apuesta: esta vez, las protagonistas eran fotografías de mujeres reales, mientras que el entorno es creado íntegramente por computadora. La historia de ciencia-ficción transcurre en un futuro y pone el eje en Sigma y Omega, dos mujeres agentes de la fuerza policial Gundragon. El comic se extendió a lo largo de dos series, la primera de 1998 y la segunda de 1999, y despertó un gran interés en los lectores nipones, principalmente por la novedosa técnica que incorporaba en su realización. Y aunque al principio resulte algo chocante su lectura (esa idea de las fotos fijas por momentos remite irremediablemente a una fotonovela), lo cierto es que Gundragon tiene los elementos más característicos del autor.

NUEVO MILENIO, VIEJOS CONOCIDOS

Puestos a hacer un balance, se podría decir que la de los ´90 fue la década más experimental de Buichi. Si bien su carrera comenzó con esa topadora que significó Cobra, -un manga que reversionaba el género de aventuras-, y continuó con otros títulos como Goku y Kabuto, es notable el vuelco que el mangaka realizó en los´90, en donde sus inquietudes como artista claramente salieron a la conquista de terrenos mucho más formales. Porque a pesar de que Takeru y Gundragon son buenos mangas, es innegable los empaña el hecho de sospechar que Terasawa decidió priorizar su amor por las innovaciones técnicas, y que lamentablemente, en el camino quedaron las historias tan potentes que lo hicieron famoso en las décadas anteriores.

518czrSbxxLY no es casual que en el nuevo milenio, luego de un episodio realizado en el ´95 a todo color, Terasawa volviera a su primer amor: Space Adventure Cobra. A lo largo de ésta década, Buichi le dedicó tres nuevas series: Galaxy Knights, The Psychogun , Magic Doll. Todas ellas gozaron de enorme popularidad, en parte no sólo porque Buichi volvía a contar las aventuras de su personaje más querido, sino porque para ellas también aplicó todas las técnicas de dibujo por computadora con las que tanto insistió en los´90. Sin lugar a dudas, éste es el Terasawa que más entusiasma, el de las mujeres aguerridas, el de los antihéroes carismáticos y, su pieza más importante, las aventuras descontroladas que marcaron su obra.

COBRA ANIMADO

A pesar del mega- éxito del manga, la serie tardó algunos años hasta llegar a la pequeña pantalla. El debut del animé basado en Cobra se estrenó en Octubre de 1982, y duró solamente 31 episodios. Pero a pesar de su corta duración, hay que destacar la gran calidad del producto, que no escatimó en violencia, sexo ni dramatismo. Y fue gracias a su versión animada que Cobra conquistó distintos puntos del mundo, entre ellos Argentina.

Cobra_Gekijoban_Space_Adventure_Cobra_The_Movie-449288050-largeTambién de 1982 es el largometraje animado basado en el pirata espacial. El guión de la película fue escrito por el propio Terasawa, y la dirección cayó en manos de Osamu Dezaki, el mismo responsable de la espectacular película ochentosa de Golgo 13. El disparador del film Space Adventure Cobra es en realidad uno de los arcos del manga, al que reformula para darle una vuelta de tuerca al guión y origen del personaje. Aquí la historia comienza cuando la caza recompensas Jane Nelson encuentra a un hombre que dice ser Cobra. Y aunque ella duda, finalmente le cree y le pide ayuda para buscar a sus hermanas. Pero en el camino, la mujer morirá y el pirata deberá completar la misión, con la ayuda de las hermanas restantes. Como último dato, vale destacar que este film fue el primer largometraje animado japonés en 3-D.

También hay que destacar las nuevas series realizadas con motivo del 30º aniversario de la creación del personaje. La primera de ellas, del 2008, fue Cobra: The Psychogun, una serie de 4 episodios que sería la antesala de Time Drive, una segunda tanda de dos OVAs editados en 2009. Lo más interesante de ambas, aparte de los atractivos diseños y avances que la animación moderna permite, es que fueron escritas y dirigidas por el propio Terasawa. Por último, el 2010 también significó el regreso del antihéroe a la pantalla chica a través de una nueva serie televisiva.

41fTqUFtp1L._RI_GOKU, KABUTO ANIMADOS

En el año ´89, y cuando Goku Midnight Eye era furor absoluto, se editaron dos OVAs dirigidos por el gran Yoshiaki Kawajiri. De más está decir que en manos de ese director, los episodios tienen una calidad altísima que respetan por completo el clima que respira el manga original. A su vez, hubo que esperar hasta 1990 para ver la serie de televisión sobre Kabuto, que tuvo un total de 39 episodios, a los que se agregó un OVA editado en 1993.

Compartir:

Etiquetas: , ,

Dejanos tus comentarios:

Un comentario

  • Muchas gracias por la nota, la disfrute mucho. Este personaje significa mucho para mi y hace tiempo que no me acercaba a el.

    Comentarios

    Wotan

    27/10/2021 - 11:35