De la mano de Popeye, Thimble Theatre gana popularidad y se nutre de un fascinante elenco de personajes secundarios.

Popeye (parte 2)

14/11/2022

| Por Roberto Barreiro

2 comentarios

EK3hWB4WsAABYBpUN MARINERO CARISMATICO

Popeye enseguida consiguió espacio en Thimble Theatre, la tira de E.C. Segar. Tenía el carisma del que carecía el blando de Ham Gravy. Era un tipo inculto que pronunciaba mal las palabras, listo siempre a pelearse con quien fuera y para el que el concepto de sutileza era pegar un gancho al cuerpo en vez de un puñetazo a la cabeza. Y no era casto ni fiel: más de una vez Popeye va a ser seducido por otras mujeres. Pero no es un patán total: tiene ciertos códigos éticos que nunca rompe. Por ejemplo, jamás le pegará a una mujer y siempre va a ayudar a los niños. Y no es codicioso: puede regalar millones de dólares si lo considera justo. Es justamente esta ambigüedad del personaje, estos matices de su personalidad, lo que lo van a encumbrar rápidamente dentro de la tira y hacer que el Thimble Theatre comience a ganar cada vez mas lectores. En los años de la Gran Depresión, Popeye es un tipo del pueblo, rudo pero honesto, con defectos pero también virtudes, que hace lo justo aunque no siempre lo correcto. Y Segar va a enfatizar esto al enfrentarlo muy seguido con ricos y poderosos corruptos, tipos que creen poder engañar y manipular a Popeye para sus fines hasta encontrarse de frente con una máquina de cortar boludos que responde a mamporros y es imparable.

Porque esa es otra de las grandes bazas del Popeye de Segar: es una máquina de pelear y un tipo al que nada lo detiene. Ya en su primera historia recibe una cantidad enorme de balazos y sigue peleando como si nada. Como tampoco le preocupa que le pongan por delante tipos enormes. Por el contrario, nada le gusta más que una buena pelea. Y todas ellas son orquestadas de forma magistral por Segar, que puede estirar dos semanas un enfrentamiento sin que el lector pierda el interés en la tira.

popey1Otra cosa que entrega Segar en las tiras es la aparición constante de personajes secundarios fascinantes que se convierten en recurrentes. Ya para 1931 va a hacer a la principal enemiga de Popeye en las historias de este período, la Sea Hag (la Bruja del Mar para los que han leído a Popeye en castellano). Temida en los siete mares por pirata y por sus habilidades mágicas, la Bruja es un personaje que aparecerá en varias historias como antagonista de Popeye o como su competidora en la búsqueda de algún tesoro, muchas veces al mando de extrañas y monstruosas criaturas. De hecho uno de ellos, aparecido en una aventura en las páginas dominicales de 1934, no solo se convertirá en personaje por derecho propio sino que le aportará una palabra al idioma inglés (no será la ultima vez que la tira haga eso): Alice the Goon. Los Goon son unos monstruos narigones, calvos y de brazos y piernas peludas que hablan un idioma incomprensible. Alice es una hembra y al principio aparece como una ayudante de la bruja. Pero será más adelante, con otros creadores, donde alcanzará sus roles más destacados.

2ndll66zs7j51El siguiente personaje secundario permanente en aparecer será probablemente el más interesante de todos ellos: J. Wellington Wimpy (Roque Pilón para el habla hispana). Originalmente Segar lo presenta como un arbitro de boxeo corrupto y cobarde en una pelea en la que participa Popeye, pero pronto desarrollará una personalidad tan apabullante que cada vez que aparezca se va a comer la tira. Wimpy es un tipo absolutamente amoral, capaz de hacer cualquier cosa por conseguir dinero, salvar el pellejo y/o comer sin pagar su alimento favorito: las hamburguesas. Eso sí, sin perder en ningún momento la cara de poker: Wimpy siempre da la imagen de gordo bobalicón y por eso sus engaños funcionan perfectamente. Nadie parece creerse -incluso conociéndolo- que ese tipo pueda ser un timador profesional. Tal vez sus frases recurrentes sirvan para definirlo mejor que nadie: “I Will gladly pay you Thursday por an hamburguer today” (“Le pagaré sin problemas el jueves por una hamburguesa de hoy”), “Let’s dinner duck.. you bring the duck” (Cenemos pato… traiga usted el pato”), “I’m one of the Jones boys” (“soy uno de los chicos Jones”, que siempre dice cuando no quiere reconocer su identidad) y, sobre todo, probablemente la frase que mejor define su estrategia de vida, “Let’s you and him fight” (“Qué tú y él peleen”). El potencial cómico de Wimpy y su porte lo hicieron tan reconocible (solo superado por los propios Popeye y Olive) que rápidamente se convirtió en coprotagonista de la gran mayoría de las planchas dominicales de la serie (que, a diferencia de las tiras diarias, raramente tenía continuidad y apuntaban a gags individuales).

lfCuriosamente, el enemigo de Popeye más conocido universalmente solo tendrá una aparición en las tiras de Segar. Bluto aparece el 27 de Junio de 1932, como un pirata particularmente rudo que tiene una pelea larguísima con Popeye (solo la pelea en sí dura siete tiras, una semana completa de continuidad) para luego desaparecer. Dio la casualidad de que en ese momento los estudios Fleischer estaban preparando la serie animada de Popeye, vieron al personaje y decidieron que era el rival perpetuo a tener en los cortos. Así, un personaje destinado a una aparición única se iba a convertir – por obra y gracia de otro medio- en EL enemigo de Popeye a los ojos del público. Y a traer un kilombo de continuidad y de derechos de autor en el futuro. Ya lo contaremos más adelante.

PBYku65f_0105181048381gpaddOtro de los grandes personajes secundarios que aparece en ese período es el rey Blozo de Nazilia, un monarca absolutamente incompetente, cobardica, al que nadie parece hacerle caso y cuya economía hace agua: la moneda naziliana tiene menos valor que el austral durante la hiperinflación de 1989 o el marco alemán de la república de Weimar. Cada aparición de Blozo en la trama normalmente conlleva su parte de sátira política y social.

En 1933, de una cesta enviada a Popeye sale Swee’Pea (o Cocoliso para nosotros). Swee’Pea ha sido abandonado por su madre que quiere protegerlo de la gente del reino de Demonia, que lo considera el heredero del trono. Y por eso se lo encarga a Popeye para cuidarlo. En estos primeros años Swee’Pea es solo un bebe que apenas balbucea y gatea por ahí vestido en su pijama. Recién dirá su primera palabra en la última aventura que empezará Segar (y que no podrá terminar), cuando al fin es coronado -por un tiempo- rey de Demonia. La palabra es “Army” (parte de un gag maravilloso que mejor leerlo que contarlo)

Un par de secundarios poco conocidos son June Van Ripple y su padre, el señor Van Ripple, aparecidos en 1934. June Van Ripple será en estos años la principal rival de Olive por el amor de Popeye. Y tiene con qué: no solo es rica, sino que es bella y tiene un carácter mucho mas dulce que Olive. Si bien al final el romance no va a prosperar, el archimillonario señor Van Ripple (al que Popeye le cae bien) será usado luego un par de veces para hacer arrancar algunas aventuras.

(el lunes, la tercera parte)

Compartir:

Etiquetas: ,

Dejanos tus comentarios:

2 comentarios