Empiezan a soplar tímidamente algunos vientos de cambio en la serie protagonizada por los sidekicks más famosos de DC.

Teen Titans (parte 5)

18/08/2021

| Por Fede Velasco

4 comentarios

RCO052_1584462454Llegamos al punto de quiebre de la serie y los numeritos que vamos a explorar en esta entrega son justamente los de la transición.

Se vienen tiempos de cambio, la editorial Charlton había cancelado casi todos sus títulos superheroicos y dejado huérfanos a un montón de editores, dibujantes y guionistas que DC acogió con los brazos abiertos, pero ahora tenía que encontrarles algo para hacer. Hablamos de tipos como Dick Giordano, Denny O’Neil, Steve Skeates, Steve Ditko, Jim Aparo y Pat Boyette, lo que produjo el primer gran cambio en el staff creativo de DC desde la década del ´40. De estos que nombré, me quiero centrar en uno en particular que es el editor Dick Giordano, quien va a tomar las riendas de la serie de los Teen Titans con el número 15, pero me estoy adelantando un poco.

En el nº 13 el coordinador seguía siendo George Kashdan, pero como ya mencioné, la serie animada de los TT estaba en el aire y el viejo editor era uno de los principales responsables de la misma, lo que parece que provocó que controlara un poco menos los guiones de Haney y por primera vez en mucho tiempo lo vemos más suelto. Ya sin recurrir a recursos pelotudos como que el gobierno viviera llamando a los Titans, aunque muchos de los vicios de la serie se mantienen, empezamos a notar la influencia que tenía en las historias que veníamos leyendo la mano negra de Kashdan. Y además, Nick Cardy, vuelve a encargarse de la faz gráfica al completo y está totalmente prendido fuego. Lo que pela en el nº13 no se puede creer. Aprovecha que la historia es una especie de homenaje a “A Christmas Carol” de Dickens y hace un dibujo mucho mas sucio, donde todos los personajes que no son los Titans, tienen una apariencia mucho más cartoon, y con una estética que me recuerda mucho a algunos comics de la EC. Aparte, para variar, el guion de Haney es bastante divertido, juega un poco con la metaficción de hacerse cargo de que está rindiendo homenaje a Charles Dickens y hace que los personajes sean conscientes de las obvias similitudes entre lo que sucede y la historia original.

b455a6b7c9b0336b1ff30557d6f98e9c._SX1280_QL80_TTD_El siguiente episodio es sin dudas lo mejor que hizo la dupla Haney/Cardy. Con una oscuridad que no habíamos visto hasta el momento, la historia lo pone a Robin entre la espada y la pared, además de generar al primer villano que realmente tiene como meta destruir a los Titans, y no un delincuente de poca monta que molesta adolescentes. Y si bien no sabemos nada sobre Gargoyle, deja la suficiente marca como para volver en el futuro y que queramos saber el por qué de su odio a Robin y cia. El cambio de rumbo en la serie es claro y se va dando de a poco, cuando se nota que el ojo de Kashdan deja de estar sobre la nuca de Haney. También en este número vemos que el estilo más complejo y oscuro de Cardy vino para quedarse y eso le imprime otra impronta y ritmo a la serie. Los Titans se ven más adultos, ya podríamos decir de alrededor de 16 o 17 años, y las secuencias de acción están mucho mejor narradas. Padecimos casi un año a Novick, pero parece que el descanso le vino muy bien a Nick, que volvió con todo, a plantarse como el dibujante definitivo de la serie, al menos por el momento. Por desgracia Haney sigue siendo Haney, y si bien escapa a muchas de las convenciones a las que nos venía sometiendo y pela un par de conceptos copados, hay muchas cosas que jamás se explican y no terminamos de saber si son omisiones adrede, o por olvido en el fragor de cerrar la historia en 22 páginas. Porque más allá de la identidad de Gargoyle, que puede ser intencional y me parece que es un plus no saber de quién se trataba, hay muchísimas cosas como la manera en que funcionan sus poderes, qué carajo es ese limbo en el que controla a los personajes, o alguna pista de quién fue el Titán que lo inculpó falsamente como dice al principio, que brillan por su ausencia.

31410Para el nº 15 Giordano tomas las riendas como coordinador de la serie, pero todavía le queda lidiar con algunos guiones que fueron aprobados por su antecesor, y por lo tanto Bob Haney tendrá la oportunidad de contar algunas historias más del cuarteto fabuloso. Y si bien volvemos a las tramas donde un adolescente es utilizado por adultos para propósitos malévolos, y tenemos una pandilla de motoqueros que no tiene nada que ver con el plot y solo entra en escena para sumar alguna escena de acción, a la serie se la nota más madura. Incluso el dibujo de Lee Elias es muy bueno y Cardy sigue con su entintado oscuro y detallado. La historia es más que nada sobre el hippismo, y trata de despegarse de la moralina de los primeros episodios, y de abordar el tema de manera más adulta y compleja, lo que nos hace pensar que la proclama de “son historietas para chicos de 12 años de Ohio”, se empezaba a dejar de lado.

Un detalle muy llamativo de este número, es que el logo en la portada, es literalmente roto por el Capitan Rumble al atravesarlo con su moto, lo que le dará la excusa perfecta a Gaspar Saladino, para experimentar con nuevos logos durante los próximos números hasta encontrar el definitivo en el 19.

RCO005_1584462310El siguiente numero va a tener otra aventura extra-dimensional que no valdría dos mangos, sino fuera, porque unos meses después se retomarían elementos de esta historia, lo que la va volver relevante como parte de la continuidad. Y ya que la mencionamos, por primera vez desde el principio, vemos una clara referencia a un hecho de un numero anterior cuando Robin hace un paralelo entre esta dimensión y el limbo al que los transportó Gargoyle. Parece que para Giordano, lo que pasa en números anteriores si tiene relevancia, y vale la pena traerlo a colación si hace falta, un cambio de rumbo bastante importante, que ya trasciende la mera mención de algún que otro antagonista al pasar. Fuera de esto, la historia no reluce por ningún lado, el plot es bastante inverosímil, no quedan claras las motivaciones de los villanos y la resolución en general es bastante precipitada y estúpida. Sin contar que los titanes (sobre todo Aqualad y Kid Flash) se la pasan haciendo chistes pelotudos todo el tiempo a pesar de estar en constante peligro y ser perseguidos por los villanos de turno.

El nº 17 va ser el último episodio escrito por Haney en un buen tiempo, y va marcar también la última aparición del único villano recurrente de esta etapa: Mad Mod, quien con dos apariciones contando esta, es lo más parecido que tuvieron los Titans hasta el momento.

RCO032_1584462310El número es bastante olvidable por diferentes motivos, y todo lo que venía en subida los últimos números acá parece derrumbarse, muy posiblemente porque los autores sabían que era su último número y le pusieron menos pilas de lo normal. Al menos en el caso de Cardy esto es evidente, ya que el dibujo está muy por debajo de lo que venía mostrando no solo los últimos episodios, sino en la serie en general. Por el lado del guion, Haney, se retira con una osadía que es dejar a Robin afuera de prácticamente todo el capítulo, con una excusa bastante pelotuda pero efectiva. El Joven Maravilla se pierde toda la acción y aparece en la última página, puteando porque se quedó atrapado en la torre de Londres.

Yo creo, que esto se trató de una tanteada de terreno para ver qué pasaba, ya que en la serie animada Robin no formaba parte del equipo, y aquello que convertía en protagonista indiscutido de la revista, que era la serie de TV de Batman acababa de cancelarse. De todos modos, al ser el último episodio de Haney, y debido el cambio de rumbo que le mete a la serie Giordano, me parece que no pasa de un experimento fallido de un episodio bastante fallido, que marca un final bastante deslucido para una dupla que, a los tropezones y sin muchos momentos memorables, sentó las bases de un grupo que todavía tenía mucha tela por cortar y recién empezaba a demostrarlo.

 

 

Compartir:

Etiquetas: ,

Dejanos tus comentarios:

4 comentarios

  • Gracias Fede, gracias Comiqueando.

    Comentarios

    yogurt

    18/08/2021 - 17:33

  • Buenas, me está gustando mucho la meganota. Yo leí todo el primer volúmen el año pasado, así que lo tengo fresco todavia. Concuerdo que lo mejor de esta primera etapa son los dibujos de Nick Cardy. Creo que se viene una «aclaración» muy importante sobre cierto miembro del grupo en la próxima entrega xD

    Comentarios

    MgmRC2020

    18/08/2021 - 14:44

    • Y, en la próxima entrega ya entra en escena Marv Wolfman, que fue el que paró la pelota y se preguntó «¿quién es este personaje y qué carajo hace acá?»… así que sí, la «aclaración» es inminente.

      Comentarios

      Andrés Accorsi

      20/08/2021 - 01:35

    • Y, por eso, considero más a Wolfman como el verdadero creador del personaje, más allá de que figure, por obvias razones, Kanigher

      Comentarios

      MgmRC2020

      23/08/2021 - 10:53