Hablemos de Byrne

Esta es una obra menor, que cumple hasta ahí con lo que se propone y que si hubiera seguido quizás valdría la pena darle una chance.

Trio

12/12/2017

| Por Fede Velasco

2 comentarios

idw-publishing-trio-issue-1bTerminado el paseo por el mágico mundo de las franquicias, nos quedamos en la editorial IDW para reapasar otras obras del barbado maestro y en esta oportunidad volvemos con los superhéroes.

Aca vemos un John Byrne en estado puro, lejos del mejor Byrne que nos diera obras gloriosas como Fantastic Four o Superman, pero se nota que el tipo se está divirtiendo con lo que hace. En Trio, el ídolo se despacha a sus anchas con un festival de referencias a los 4 Fantásticos y planta la semilla para la construcción de un universo que por algún motivo no funcionó.

Puesto a especular, el principal problema que tiene Trio es también su principal virtud y es que estamos ante un comic fuera de época. No me equivoco si digo que Trio llegó como 15 años tarde y quizás de haber salido a mediados de los ´80 (y no en 2012 como fue publicado), hoy estaría en el panteón byrneano. Pero eso no pasó y la realidad es muy diferente. Nos encontramos con un comic con un terrible olor a naftalina, cargado de clichés y los “homenajes” a ciertos personajes -si bien no tratan de disimularlo en lo mas minimo- por momentos rozan el plagio y uno se pregunta ¿Qué carajo quiso hacer Byrne acá?

Trioimage004Porque supuestamente estaba sentando las bases para un nuevo proyecto de universo superheroico manejado por él… pero si lo que quería era refritar el Universo Marvel, nada le impedia volver a la casa de las ideas (bueno, quizas su inmenso ego). Entonces al final termina creando este comic que se queda a mitad de camino entre el tributo y el plagio, al que le falta fuerza para ser una reinterpretación de conceptos típicos del género como puede ser Astro City, o incluso en cierta medida sus Next Men, y en el cual se dedica más a la machaca descerebrada y sin sentido que a tratar de crear personajes coherentes con los que el lector pueda llegar a tener algún tipo de empatía.

En cuanto a la historia en sí, no tenemos origen de los personajes, no sabemos de dónde vienen, para quien laburan ni un carajo. Ni siquiera cómo y por qué operan juntos. Pero la cosa es que ahí están y cuando las papas queman, aparecen listos para darse murra con quien sea. Y al mejor estilo videojuego los bosses van subiendo de nivel conforme pasan los números, y asi lo que arranca con la detención de un robo a un banco, muy pronto se transforma en el ataque de un pseudo-Namor que controla a un montruo gigante a lo Godzilla. Pero mientras se están fajando aparece una especie de Galactus que viene a llevarse toda el agua de la tierra y los enemigos se unen para deternerlo. De repente llega desde el pasado una especie de Dr. Doom nazi que les da murra y mientras tratamos de entender qué carajo pasa, la historia termina con una promesa de continuará que cinco años después continúa incumplida.

trio-004-preview-cover1Hay algún atisbo de crear personajes secundarios, asi como también sembrar ciertos subplots para mas adelante, como el científico que sale a buscar al marido, y no sabemos para qué Byrne le dedica una página a eso que queda totalmente descolgado. O sea se nota que es un proyecto que tenía intención de dar más y seguir pero se quedo ahí, con muchas cosas que no llevan a ningún lado y otro montón que suceden sin ninguna explicación.

Hay algo para rescatar, y es algo que se esta volviendo repetitivo en estas notas pero es cierto: parece que después de varios años de venir de capa caída y de tirarse a chanta, su paso por IDW le devolvió a Byrne las ganas de dibujar, ya que realmente tanto este como otros de sus laburos están más que bien. Por ahí a años luz de su mejor época, pero muy por encima de sus últimos años en DC, donde parecía que no tenia mas ganas de tocar un lápiz.

Como para ir cerrando, nos encontramos ante una obra menor, que cumple hasta ahí con lo que se propone y que si hubiera seguido quizás valdría la pena darle una chance. Pero así como está, la verdad es que habiendo tanto en el universo comiquero por leer y descubrir, les diría que inviertan su tiempo en alguna otra cosa. Ojo, porque quizás en 10 años Byrne retoma este universo y pasa a ser una gema invaluable… pero la verdad que lo dudo mucho.

Compartir:

Etiquetas: , ,

Dejanos tus comentarios:

2 comentarios

  • Los superheroes parecen del piedra, papel y tijera. El villano nazi es de la truncada coleccion Danger Unlimited tambien?

    Comentarios

    cristian32

    12/12/2017 - 13:06

    • Ambas cosas son correctas.

      Comentarios

      Andrés Accorsi

      12/12/2017 - 21:40